Ahorrar en la protección de la salud si es posible, blog PR

Ahorrar en la protección de la salud si es posible

En 2024 los planes de salud incrementaron entre un 15% y un 30%, ahorrar en la protección de la salud si es posible, con la mejor asesoría y la orientación adecuada.

(Este blog se actualizó por última vez en enero de 2024).

Actualmente en el contexto colombiano muchos proveedores enfrentan desafíos de rentabilidad e incluso de sostenibilidad a mediano y largo plazo.

Aumento de las tarifas:

  • Planes de alta gama: 18%
  • Planes de media gama: 17%
  • Planes básicos: 15%
  • Incremento general: 15% a 30%

Aunque ahorrar en salud parece una mala idea, en los momentos en que los recortes son necesarios, los cambios deben ser prudentes y no afectar la debida protección de la familia.

Estrategias para ahorrar en la protección de la salud:

1.

No confundir el Plan Complementario de Salud con un Seguro o una Prepagada:

Con el Plan Complementario estamos siendo atendidos por la misma EPS, el servicio de este no será comparable al de una póliza de salud o una prepagada, especialmente en:

  • Redes de servicios y profesionales. 
  • Tiempos de espera.
  • Nivel de servicio al asegurado/paciente.
  • Alcance de las coberturas y facilidad de uso de las mismas.

Recomendación: diferenciar claramente estos términos para evitar confusiones y garantizar una elección informada.

2.

Respaldos económicos cuando sean necesarios:

Preferir proveedores con experiencia y solidez, y evaluar y ajustar las coberturas según las necesidades específicas, para tener los mejores profesionales y las mejores instituciones cuando realmente lo necesitamos.

Ahorrar en la protección de la salud si es posible, blog PR

3.

Revisión del plan:

Considerar los efectos de eliminar coberturas específicas, manteniendo una atención focalizada en los servicios esenciales. Por ejemplo:

  • ¿Qué pasaría si eliminamos la cobertura internacional o la asistencia en viajes?
  • Contar siempre con acceso a muy buenas clínicas, hospitales y centros de salud.
  • Limitar la cobertura de consulta externa (puede ser mejor pagar la consulta directamente que pagar la cobertura y luego asumir el copago). 

Recomendación: entender que estamos cediendo especialmente si ya tenemos alguna condición o si somos mayores de 60 años, pues luego recuperar lo que perdemos es imposible.

4.

Asesoramiento imparcial:

Optar por asesores no exclusivos para obtener una visión completa del mercado y opciones diferentes, estudiadas, confiables, conocidas y sin ningún conflicto de intereses.

5.

Precaución con los costos bajos:

Ser cauteloso con los precios atractivos, ya que los ajustes podrían ser inevitables a largo plazo.

6.

Cautela con los planes colectivos:

Considerar los riesgos asociados con planes grupales (no empresariales), especialmente en términos de sostenibilidad.

7.

Consideraciones para mayores de 65 o con preexistencias:

Abordar los cambios de plan con un análisis meticuloso, con asesoría técnica, imparcial, profesional y responsable.

Evitando así: dejar preexistencias sin cobertura, asumir periodos de carencia, interrumpir un tratamiento o pagar más por lo mismo.

CONCLUSIÓN: 

El ahorro en salud es viable, pero es esencial navegar los incrementos de tarifas sin comprometer la calidad y la cobertura de la atención.

Si estás buscando alternativas que te permitan proteger tu salud y ahorrar dinero, por favor escríbenos a colectivos@proteccionderiesgos.comnuestro grupo de expertos te apoyará sin ningún costo para ti.

Scroll al inicio